Nuestro cacao es el número uno


El cacao venezolano es un marcador mundial de calidad, tanto el de Barlovento mirandino como el del Sur del Lago de Maracaibo, donde algunos aseguran que tuvo su origen primigenio, expresó Wilmar Castro Soteldo, titular del Ministerio del Poder Popular para la Agricultura Productiva y Tierras (Minppapt).

En el país se cultivan tres variedades de cacao que existen y que se desarrollan: forastero, criollo y trinitario, especificó Castro Soteldo, durante la transmisión número 17 de su programa Cultivando Patria, desde la hacienda cacaotera La Ceiba, municipio Andrés Bello de Barlovento, estado Miranda.

Explicó que el cacao forastero es el propicio para producir la manteca y los aceites que se usan en diversos cometidos, su aroma y sabor son bajos; mientras que el criollo es de mayor calidad y se reserva para los chocolates más finos y exquisitos.

De igual manera habló del cacao trinitario, que es un híbrido entre la variedad criollo y forastero. Esta mezcla se realiza para producir un grano sabroso que sea a la vez fácil de cultivar, resistente a las enfermedades y apreciado como grano de sabor.

FINO AROMA

Con un fuerte aroma a chocolate y el calor de sus habitantes, el ministro visitó La Ceiba, en la zona mirandina de Barlovento, lugar que a pesar de estar considerado de alta inseguridad, las familias cacaoteras del lugar se resisten a abandonar. Se trata de uno de los lugares más idóneos para la siembra productiva de cacao en el país, según una nota del ministerio.

En esta zona de Barlovento destacó el cultivo del que se considera uno de los mejores cacaos del mundo, “el carenero superior, que es de fino aroma”. La parcela La Ceiba es un espacio de cultivo que ha pasado de generación en generación familiar para la producción de diferentes tipos de cacao, que son luego comercializados con una óptima calidad para que llegue al venezolano y con capacidad de exportación.

Castro Soteldo mostró durante el programa la capacidad productiva de dicho espacio de producción que cuenta con 7 hectáreas con 6 mil plantas de cacao aproximadamente, un patio de secado con capacidad para 600 kilogramos de cacao y 2 cajones para fermentación.

El rendimiento estimado de la parcela, que es una propiedad familiar de raíces afrodescendientes, es de 2.500 kilogramos de cacao por año, y cuenta con una capacidad de transformación de 300 kilos mensuales.

Fuente: Notitarde

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

En vivo

Pages