En Carabobo los comercios tienen pérdidas de un 40% ante fallas eléctricas

Los clientes entran y salen. Son las 6:00 p.m., la puerta se abre, se cierra, y sigue así el sonido insistente de la rebanadora, el tono del peso eléctrico, del punto de venta y la caja registradora. De fondo, un merengue de los 80. Minutos más tarde todo se apaga. El silencio matiza el lamento. “Otra vez se fue la luz”, exclamó un trabajador de la charcutería ubicada en uno de los circuitos seleccionados por Corpoelec para el Plan de Administración de Carga, activado tras el déficit de 27,78% d
En Carabobo, según Abel Guzmán, secretario general del sindicato en la región, las estimaciones son el ahorro de 100 megavatios día, lo que le cuesta a los comercios pérdidas que rondan el 40%. 

Las santamarías están abajo la mitad de la jornada, tres veces a la semana, con cortes que se prolongan hasta por cuatro horas. El sistema eléctrico nacional requiere 18 mil megavatios diarios, pero solo se generan 13 mil. 

Olga Burgos cerró la panadería que administra la tarde del lunes antes de lo previsto. La administración de carga coincide con el mayor flujo de clientes que le permite vender el 70% de la ganancia del negocio. Anochecía y por la seguridad de sus empleados y clientes, decidió no esperar el restablecimiento de la electricidad. 

Otras consecuencias negativas

Arnoldo Ojeda cierra su ferretería cada vez que no hay luz. El 80% de sus clientes usan tarjeta de débito o crédito como forma de pago, servicio que puede durar hasta tres días sin prestarlo, porque con las interrupciones estos dispositivos se desconfiguran.

La ola de calor y la sequía prolongada son argumentos de Corpoelec. Pero pudo evitarse. Guzmán denunció que desde hace tres semanas en Planta Centro no se genera un solo megavatio. Las cinco unidades están fuera de servicio. 

El martes en varias zonas de Carabobo el Plan coincidió con fallas en el suministro de la electricidad. El disparo del interruptor en la subestación Guaparo un poco antes del mediodía dejó sin luz a las comunidades de El Trigal, Naguanagua y Valencia Norte. Y una avería en la planta La Quizanda ocasionó la suspensión en los circuitos Flor Amarillo y El Bosque.

Fuente: Dayrí Blanco/ El Carabobeño

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

En vivo

Pages